Fútbol Paraguayo

“Mi hijo me dijo: ‘qué cagada hiciste papá’”

El asistente Diego Silva (último de la foto). Foto: Archivo Fernando Riveros. | 12 Jun 20:27
El asistente Diego Silva (último de la foto). Foto: Archivo Fernando Riveros.
Fútbol Paraguayo

“Mi hijo me dijo: ‘qué cagada hiciste papá’”

12 Jun 20:27

Hace instantes, se conoció la sanción que recibieron los árbitros implicados en el gol fantasma aquel primero de mayo, en el juego entre Cerro Porteño vs. San Lorenzo, cuando el balón pegó en el travesaño y que picó claramente afuera, pero que ellos decidieron convalidar.

El asistente Diego Silva, no podrá ser nominado por 30 partidos, mientras que el juez principal Cristian Aquino por 20 cotejos, al igual que el cuarto réfere Dionicio Cristaldo. El otro juez de línea, Milciades Saldívar, fue sancionado con 5 encuentros.

La sanción, correrá de la siguiente manera: equivale a un partido por fecha, lo cual indica que el asistente Silva y el cuarto árbitro Cristaldo ya no arbitrarán más en lo que resta del año, mientras que Aquino podría ser considerado en las dos últimas jornadas del Clausura.

Tras conocerse el castigo, el primero en realizar su descargo fue Cristian. “Estábamos aguardando la decisión que decidiera el Tribunal. Hay que seguir para adelante. Honestamente, con Diego teníamos que estar preparados para lo peor; tenemos pila aún para esto. Esas son decisiones que uno debe tomar con calma (sobre retirarse del arbitraje). Siento mucho por Diego, que venía con un rendimiento alto. Ya está y tenemos que seguir para adelante”, expresó el réfere al programa deportivo Futgol La Precisa.

“En ningún momento desde que estoy en el arbitraje nunca pasé mal. Las decisiones que tenemos pueden ser chicas o grandes. Todos ven las equivocaciones y no los aciertos. Esa primera semana fue terrible. Lo peor es cuando salís con la familia a la calle y te agarran con ellos. Ya pasó y ahora a ponerle pecho a esto, siempre te están preguntado (por la jugada) y te están haciendo recordar. Es muy difícil”, se sinceró Aquino.

Seguir y persistir

Mientras que el asistente Diego Silva, profundizó aún más la situación, y aclaró que no piensa en un eventual retiro del arbitraje. “Es lo que estábamos esperando con Cristian, podía haber sido más duro también; varias hipótesis se manejaban y esperábamos con Cristian para ver que decidían. Estamos entrenando aparte por nuestra cuenta. Estoy preparado para volver de la mejor manera. Siempre se habla mal de los árbitros”, cargó el profesional.

Después, adjuntó que es fácil criticar desde la comodidad del hogar e hizo mención a la supuesta agresión que recibió. “Es fácil sentarse a ver el partido en el sofá con la repetición y decir que uno se equivocó; a mi sí me agarró un saple en el rostro. Esta todo en la denuncia que hicimos. Solamente a mí me tocaron, voy a hablar con el abogado del círculo (de árbitros) para que saber qué hacer”, añadió Diego.

“Uno no quiere pasar por esto. Nadie se pone en nuestro zapato, nosotros no tenemos tiempo para repasar la jugada. La gente que me conoce, sabe del sacrificio que pongo en esto; se me movió el intercomunicador por el forcejeo y demás en ese momento con los jugadores, pero particularmente recibí un golpe en el rostro”, expresó Silva.

Por último, el ingeniero electromecánico dijo que hasta su hijo le regañó. “Todo está registrado en la denuncia. Yo tengo mi profesión, tengo un trabajo seguro gracias a Dios. Y le pongo mucho empeño al arbitraje, No pienso para nada dejar el arbitraje, vamos a volver con todo cuando esto pase. Mi hijo de 6 años, me dijo: que cagada hiciste papá”, sostuvo.

Comentarios